Entradas más populares de la semana

Buscar

El desengaño no es un engaño…

El desengaño no es un engaño…

Por el 18 de marzo de 2015 en Apuntes con No comentarios

El desengaño no es un engaño es una desilusión, la pérdida de la esperanza, un vacío que te llena y una desazón que te oprime el alma. Es dejar de creer sin querer y sin poderlo remediar.

¡Tantas cosas y tantas personas pueden desengañarte! Cuando eso ocurre no puedes hacer nada con tus sentimientos, no hay marcha atrás; algo se muere para siempre sin ninguna posibilidad de restituirlo.

Eso sí, se lleva un mar de sensaciones e ilusiones que jamás volveremos a recobrar.

El desengaño arrastra con él trozos de vida, dejándonos suspiros en el corazón y lágrimas en el alma; pero no lo olvides, el desengaño no es un engaño, es algo o alguien en lo que creías y no fue, algo o alguien de quien esperabas y no llegó, aquella cosa o aquella persona por la que vivías y se marchó.

El desengaño no es un engaño, es aquella acción que no tienes que perdonar, ni olvidar, ni guardarle rencor; es ese sentimiento sin solución, que llevarás contigo aunque tu memoria lo olvide, inherente a tí y que marcará tus acciones aunque logres no pensarlo, aunque creas que lo olvidaste.

Share on Facebook15Share on Google+40Tweet about this on Twitter

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir